Close

Fidelidad

22 Mar 2009 Publicado por en Predicaciones, Videos | 3 comentarios



1 Reyes 13:26

26Y cuando el profeta que le había hecho volver del camino lo oyó, dijo: Es el hombre de Dios, que desobedeció el mandato del SEÑOR; por tanto el SEÑOR lo ha entregado al león que lo ha desgarrado y matado, conforme a la palabra que el SEÑOR le había hablado.

No hay trabajo mejor como el de servir a Dios, el cuál nos lleva a otras dimensiones. A través de estas dimensiones nos acercamos a Dios perseverando en la oración, en la lectura de su palabra y el servicio al prójimo.

Sin embargo, a travéz de nuestra vida cristiana, algunas veces nos creamos ídolos que nos alejan del camino y el acercamiento a Dios.

El amor al dinero, el trabajo, las diversiones seculares y muchas otras cosas que nos quitan la mirada del Señor.

Como cristianos estamos en una dimensión, en la cual tenemos que ser muy cuidadosos porque somos portavoces de Dios. No cavilemos entre dos pensamientos porque por eso perdemos bendiciones o trastornamos el orden de las promesas de Dios.

Porque Dios no cambia. El no se arrepiente de sus estatutos. Es por nuestra desobediencia e infidelidad que muchos estamos enfermos, no vemos prosperidad financiera, muchos matrimonios se debaratán y pensamos que Dios ya no nos oye cuando oramos.

Si pusieramos la misma pasión que ponemos cuando miramos un partido de fútbol en las cosas del Señor, Wow! seriamos una iglesia que toda la gente se convertiría cuando le hablaramos de Dios.

Qué es lo que Dios requiere de nosotros? Es algo muy sencillo, y es que le seamos fieles porque El es fiel.

Estemos en obediencia con Dios y a cuenta con nuestros hermanos para que todos nuestros asuntos se resuelvan, y podamos seguir sirviendo al Señor con gozo.

Pidamosle al Señor:
Señor, hemos titubeado, perdonanos. Sabemos que sin Ti no podemos salir adelante, si no es agarrados de tu mano.
Llévanos a las dimensiones que Tú quieras, en el camino llenanos de tu Espirítu Santo, Amén.


Dejar Comentario